Siguen los ataques a medios regionales: esta vez le volvió a tocar a FM Andina y Diario Andino

Siguen los ataques a medios regionales: esta vez le volvió a tocar a FM Andina y Diario Andino

Foto DIARIOANDINO.COM.AR

Entre la noche del sábado y la mañana del domingo, desconocidos rompieron un vidrio de la redacción y el estudio de radio de Diario Andino y FM Andina, ambos de Villa La Angostura.

Se trata del sexto ataque que sufren ambos medios en los últimos años. El último había sido en febrero del año pasado, cuando desconocidos pintaron sobre unos de los cristales “Esto no es periodismo” con aerosol.

Este lunes algunos comercios céntricos denunciaron la rotura de vidrios con piedras. En el caso del local de la radio y el diario angosturenses, no habrían sido piedrazos sino disparos de algún tipo de arma de fuego, por lo que fue radicada la denuncia en la Comisaría 28 de esa localidad.

El comunicado de los responsables de Diario Andino y FM Andina:

Tanto el Diario como la Radio han sido, siempre, medios críticos. Creemos en el periodismo profesional, no militante ni partidario, con un horizonte claro: ejercer el derecho a la información del ciudadano, en el sentido más amplio, aspirando a la verdad por más que moleste.

Eso implica, muchas veces, enfrentarse con sectores partidarios, gobiernos, dirigentes, y grupos económicos. «Pelear» para que se garantice el acceso a la información pública o destinar innumerables horas de trabajo para conseguir la documentación probatoria de una investigación o un informe.

En junio de este año DiarioAndino cumple 13 años on line, y FM Andina cumplió hace poco 12 años al aire.

Durante todo este tiempo hemos soportado presiones económicas, fuimos discriminados con la pauta oficial, y hasta padecimos el «adoctrinamiento» de ciertos sectores políticos para que comerciantes afines a esos partidos no pusieran publicidad en nuestros medios.

También fuimos blanco de las amenazas verbales y pretensiones de «bozal» mediático; denuncia penal y difamación por parte del Municipio en sus propios medios; en dos oportunidades anteriores desconocidos rompieron vidrios de la radio, nos rompieron una antena de transmisión y en dos ocasiones nos pintaron el local.

Tenemos la convicción de que el periodismo profesional sólo puede ejercerse en libertad, sin temor a represalias de ningún tipo. Gracias a esa convicción, nunca cedimos a las presiones y aquí estamos, firmes, poniendo nuestro trabajo, con nombre y apellido, incluso frente a quienes cobardemente necesitan refugiarse en la oscuridad de la noche para arrojar una piedra o efectuar un disparo.

Mariana Muriel Fernández / Gonzalo Regis