Las mujeres y la inclusión financiera: una deuda todavía pendiente

Las mujeres y la inclusión financiera: una deuda todavía pendiente

Foto ARCHIVO

Aunque la lucha de las mujeres ha logrado mucho para avanzar hacia la igualdad, hay áreas donde siguen siendo discriminadas, como el trabajo y las finanzas, por poner solo dos ejemplos.

Por SOLANGE RIAL

Las mujeres en la Argentina ganan menos, están menos bancarizadas, obtienen menos créditos del sistema financiero comparadas con los varones y además casi no invierten su dinero. Las causas son varias y aquí nos proponemos repasar algunas.

Según el último informe de inclusión financiera del Banco Central de 2019, la brecha entre varones y mujeres con cuentas en bancos es de casi 20  puntos porcentuales (67% frente a 47%). Entre otras causas se debe a que las mujeres tienen menos participación en el mercado laboral donde, en general, tienen una tasa de actividad de 50% frente al 69% masculino.

El acceso al financiamiento también muestra diferencias. Un informe de la Corporación Financiera Internacional del Banco Mundial, con datos del Banco Central del año pasado, señala una brecha de ocho puntos porcentuales en el acceso al crédito bancario: 44% para las mujeres y 52% para los varones. Es que si las mujeres ganan menos, también les prestan menos dinero.

Esto se explica con la brecha salarial que aún es cercana al 30% y aquí vemos dos causas: el techo de cristal (es el límite invisible que existe en el ascenso laboral para las mujeres debido a la discriminación de género por considerarlas menos capaces o la discriminación por maternidad) y las profesiones de cuidado, las cuales son menos remuneradas, como por ejemplo enfermeras versus médicos, o docentes, empleadas domésticas, etc.

Por otra parte, las mujeres no invierten en el sistema financiero. Según Fidelity Investments, que elaboró un estudio el año pasado en Estados Unidos, más del 90% de las mujeres relevadas manifestó interés en aprender más acerca de finanzas e inversiones. Y el 88% admitió que una mayor educación financiera les brindaría mayor confianza en el manejo de su dinero. Una de las principales razones es que les parece difícil y confuso. 

En la Argentina durante 2019, de los 19.900 clientes activos de InvertirOnline.com, un broker de Bolsa, sólo el 15% es femenino. ¿Por qué sucede esto? No solo las mujeres son excluidas del sistema financiero a nivel laboral y crediticio sino que además la falta de educación financiera no les permite verse en lugares donde simbólicamente son excluidas. En otras palabras, no sienten pertenecer al sistema financiero, por ende son muy pocas las que invierten.

Qué puede hacer el estado. Bregar por una mayor inclusión financiera, educación financiera a temprana edad, acortar las brechas en el mercado laboral.

Qué podemos hacer nosotras. No caer en falsas promesas de inversión como sistemas de empoderamiento femenino que son una estafa (telar de la abundancia, mandalas). Capacitarnos en educación financiera, aprender a rentabilizar nuestros ahorros, no dejar de manejar nuestro dinero. Animarse a ser nosotras las hacedoras de emprendimientos y de grandes proyectos.

DEJANOS TU COMENTARIO