Las claves de la Ley de Promoción a las Inversiones Hidrocarburíferas que Omar Gutiérrez rechaza

Las claves de la Ley de Promoción a las Inversiones Hidrocarburíferas que Omar Gutiérrez rechaza
Foto TÉLAM

Como ya se informara, Omar Gutiérrez anunció que irá «al Congreso a debatir la Ley de Promoción de Recursos Hidrocarburíferos», un proyecto presentado por el gobierno de Alberto Fernández.

«Nosotros, los neuquinos y neuquinas, nunca nos metemos con lo que no es nuestro, y de la misma manera nunca vamos a permitir que alguien se venga a meter con lo nuestro», subrayó el mandatario provincial al rechazar los términos volcados al proyecto del Ejecutivo Nacional.

«Por ejemplo, el cuidado y el resguardo ambiental en el desarrollo hidrocarburífero es competencia provincial, y decimos no al avasallamiento de las facultades provinciales en materia impositiva, de regalías o cuidado ambiental», indicó mandatario neuquino.

Detalles del proyecto

El proyecto de Ley de Promoción de Inversiones Hidrocarburíferas contempla un esquema de incentivo a partir de mayores autorizaciones de exportación garantizadas y de disponibilidad de divisas para iniciativas que se encaren en todas las cuencas que aseguren un incremental de producción en gas y petróleo.

Según indicaron fuentes oficiales, «es una ley con perspectiva federal, con incentivos a la especificidad de cada una de las regiones del país», a lo que agregaron que la norma «está destinada a garantizar el abastecimiento interno con valor agregado, empleo, sustitución de importaciones y mayores exportaciones».

Para ello «se atienden los requerimientos cambiarios y de disponibilidad de exportaciones que necesitan las inversiones, mediante un esquema que genera beneficios para el productor y el abastecimiento interno», agregaron.

También atiende uno de los viejos reclamos de las empresas del sector que es la estabilidad fiscal y de todos los beneficios adquiridos desde el momento de adhesión al programa, en cuanto a derechos, aranceles, impuestos, tributos y tasas, en el ámbito nacional y en los ámbitos provinciales y municipales que adhieran oportunamente a la norma.

Para este impulso, se creará un régimen general de promoción de inversiones hidrocarburíferas, que tendrá una vigencia de 20 años y que contendrá regímenes particulares orientados a la promoción de actividades de exploración y producción de petróleo, de exploración y producción de gas natural y de exploración, producción, industrialización y transporte de hidrocarburos, obras de infraestructura energética y prestación de servicios.

Es justamente en esos dos últimos párrafos donde aparece el conflicto entre Nación y provincias productoras, ya que –según dijo Gutiérrez– con esos términos se estaría «atropellando a las provincias» productoras en cuanto a su capacidad de establecer el régimen tributario que crean conveniente, teniendo en cuenta que los recursos hidrocarburíferos son de su patrimonio.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.