Continúa este lunes la búsqueda de Gustavo Fabián Rosales, el hombre de 44 años que el domingo se tiró al río Limay y fue arrastrado por la corriente.

El hecho ocurrió en horas de la tarde del domingo en el Paseo Costero de Plottier, donde Rosales se arrojó al río y cuando intentó regresar fue arrastrado por la corriente, que se vio intensificada por los fuertes vientos que azotaban la zona.

Más de 20 efectivos de Bomberos de la Policía neuquina y Defensa Civil iniciaron la búsqueda tras el aviso efectuado por la gente presente en el lugar, pero a la noche debieron suspenderla por falta de luz.

En las primeras horas de este lunes, las autoridades retomaron las tareas de búsqueda del hombre que pasaba un día de esparcimiento en la zona con amigos y familiares, a la altura de la calle Batilana de la mencionada localidad.

En un momento en el que quiso refrescarse ingresó al río y llegó hasta la otra costa. Minutos después intentó volver, pero la corriente lo arrastró, sin que se sepa nada de él hasta el momento.