El viernes fue presentada en el Hospital Ramón Carrillo la Red Provincial de ACV, que busca optimizar la atención del paciente que sufra esa afección.

El objetivo de la Red es articular la tarea de los médicos de todo el sistema sanitario provincial, tanto público como privado, para que el paciente que está sufriendo un ACV pueda llegar en tiempo y forma a los centros de atención.

La neurocirujana Miriam Vicente fue la encargada de presentar las guías y los procedimientos fundamentales referidos a los accidentes cerebro vasculares, acompañada por el jefe de Zona Sanitaria IV, Néstor Sáenz, y el director del nosocomio local, Juan Cabrera.

Vicente comentó que, de acuerdo a estimaciones a nivel mundial, “podrían ocurrir 3.000 ACV por año en la provincia del Neuquén”, lo que “podría ocasionar 1.500 discapacidades nuevas anuales”, agregó.