Como se sabe, un grupo de voluntarios trasladó al llamado “ermitaño de Collón Cura” al hospital de Piedra del Águila, donde comprobaron su estado de salud, y limpiaron el predio donde vive Libertador Argentino Aranea, al costado de la Ruta 237.

Se trató de una iniciativa de Todos Por Argentino, un grupo de Facebook que reúne alrededor de 6.000 personas y suele asistirlo con alimentos y otros artículos de primera necesidad; de hecho, hasta le construyeron una casilla de cinc.

Justamente en ese grupo se generó la polémica a partir de la situación del hombre que, por razones de salud, continúa internado en observación, mientras pide –como manifiestan varios usuarios que lo vieron– retornar a la vera de la ruta.

Las opiniones parecen estar divididas entre quienes consideran que, sea cual sea su estado, debe ser devuelto al lugar donde eligió vivir, y quienes defienden su permanencia en el nosocomio para salvaguardar su salud y su vida.

Foto: Facebook

Anuncios