El gobierno provincial hizo entrega de un aporte no reintegrable de 3,3 millones de pesos para el mejoramiento de la planta de residuos sólidos urbanos de Junín de los Andes.

El anuncio fue realizado por la intendencia que conduce Carlos Corazini, refiriéndose a la política ambiental que se lleva adelante para “la recuperación y conservación del medioambiente” en todo el municipio.

Los fondos provinciales se utilizan para la instalación de un sistema de flejado automático para la prensa de compactación de los residuos sólidos, y la adquisición de una bomba centrífuga de eje horizontal para impulsión de agua y de una chipeadora industrial.