La Subsecretaría de Defensa Civil y Protección Ciudadana del Neuquén anunció que inició el reclamo ante el Gobierno Nacional para la instalación de un sismógrafo en Sauzal Bonito, donde el miércoles se registró un sismo que causó temor en la población y daños en algunas viviendas.

Se busca así que las autoridades y los vecinos de la zona, donde ya son habituales los movimientos telúricos, puedan obtener información en tiempo real de lo que sucede y no tras varias horas de ocurrido, como pasó con el terremoto del miércoles.

En efecto, el Inpres informó del sismo de 4.1 grados varias horas después de ocurrido, lo que no permitió a las autoridades actuar con celeridad, según se quejó el subsecretario Martín Giusti por radio LU5.

“El movimiento de ayer fue detectado por el Instituto Nacional de Prevención Sísmica (Inpres) pero lo informó a las tres o cuatro horas”

M. Giusti
Anuncios